29 de Octubre…¿hace cuánto que no nos vemos? no lo sé, ya perdí la cuenta o simplemente no quiero sacarla para que no afloren las lágrimas.

Me gustó haberte encontrado, me gustó que sin pedir permiso te metas en mi vida, me gustó que te acoples a mi rutina, mierda si me habrá gustado que no paro de extrañarte!

Días y días viviendo sólo, así, como vagando. Siempre igual, siempre los mismos pasos, el mismo camino por recorrer una y otra vez… y de pronto te tuve aquí, y ya nada volvió a ser como antes. Le diste otro color a las cosas, transformaste esa rutina al cien por ciento; a tal punto que daría lo que fuera por volver a vivirlo.

Despertar y verte a mi lado, ahí, ocupando esa mitad de la cama que siempre estuvo vacía, volver del trabajo y saber que estarías en casa esperándome, compartir un almuerzo, una cena, una charla mates de por medio… la pucha si fue lindo.

Cómo no habría de extrañarte si nunca fui tan feliz, cómo no habría de extrañarte si me devolviste la vida, cómo no habría de extrañarte si fuiste mi sueño hecho realidad, cómo no habría de extrañarte si no he  parado de llorar desde que te vi partir.

Anuncios